Bárbara Pérez Marina

Madrid, 1977. Bárbara Pérez se definiría a sí misma como Formalista desde el entorno de la arquitectura. Estudio en la Architectural Association de Londres y se licenció en el 2003. Su oficio le acompaña y es su herramienta de expresión. Parte de cosas existentes que le impactan por su naturaleza. Su obra se basa en ese pensamiento, deseo o instinto que define la empatía. Para la artista la naturaleza es la forma más desarrollada del diseño, para ello analiza y estudia la geometría, repetición, proporción, trazados reguladores, ritmos de crecimiento y datos. Datos traducidos a través de la representación de los números usando el dibujo, la tecnología y la artesanía. Sus obras geométricamente son superficies paramétricas variables, se generan extrayendo datos y definiendo parámetros. Todo está directamente vinculado a su interpretación: define y ajusta esas normas según moldea la forma. Disfruto esa libertad abstracta que en la realidad está repleta de restricciones. Según la artista, con cada una de estas piezas se ha mezclado un proceso altamente tecnológico y al mismo tiempo puramente artesanal. La naturaleza ha evolucionado a base de prueba y error, a lo largo del tiempo, por eso juega con ventaja. La arquitectura no cobra valor hasta que se ocupa, en sus piezas eso es importante. Esa funcionalidad lúdica relacionada con el tamaño que tenemos, con nuestros sentidos con ponernos en ese lugar. El homenaje a la curva constante cuestiona el mundo ortogonal en el que vivimos.

Registro

Nuevo registro de cuenta

¿Ya tienes una cuenta?
Entrar en vez O Restablecer la contraseña